enero 16, 2022

Ya está en Casa Rosada la palmera donada por Goya y Carolina

El tradicional Patio de Palmeras de la Casa Rosada recuperó hoy su cuarta especiea, dando por finalizada la polémica que se desató cuando se anunció oficialmente que se iba a comprar una Palmera Butia Yatay por 235.950 pesos..La donación de este nuevo ejemplar fue realizada en forma conjunta por las autoridades de Goya y de Colonia Carolina, e incluyó también el costo del traslado.

El Patio de las Palmeras de la Casa Rosada incorporó hoy un nuevo ejemplar, donado por las localidades correntinas de Goya y de Colonia Carolina, con lo que puso punto final al affaire de la palmera muerta meses atrás

Se trata de una palmera Yatay, una especie de la familia de las Arecaceae, que fue plantada en reemplazo de otra que debió ser removida en enero pasado, afectada por las consecuencias de la rotura de un caño de la fuente central de la Casa de Gobierno.

La palmera fue plantada ayer en el tradicional Patio de Las Palmeras, donde hay otros ejemplares del norte argentino que fueron colocados en 1990, tres de ellos con una altura de 12 metros.

Cabe recordar que el año pasado varios especialistas determinaron que una de las palmeras del patio central de la Casa Rosada estaba muerta. Se trataba de un ejemplar Yatay de más de 100 años, que fue plantado en 1904.

En enero de este año se retiró la palmera y se comenzaron a evaluar distintas posibilidades para reemplazarla. Finalmente, se decidió plantar una palmera joven y no una adulta, fundamentalmente por el costo que significaba la operación con un ejemplar de mayor tamaño.

La donación fue una iniciativa de dos pueblos correntinos, Goya y Colonia Carolina, que atentos a los problemas con el reemplazo decidieron asumir los costos del traslado y el mantenimiento de palmera.

“Hicimos una oferta con una nota que se le entregó al Presidente, durante un visita que hizo a la provincia. Toda la logística está a cargo de Goya y un grupo de 15 empresarios que aportaron lo suyo”, dice Alejandro Medina, jefe de prensa del municipio correntino, donde abundan las Butia Yatay. “Acá en Goya esa especie se puso en avenidas sin problemas, resisten bien los trasplantes. Hubo vecinos que tenían palmeras en el patio de sus casas y pidieron que se las saquen. Una de ellas está ubicada en la rotonda principal de la ciudad”, dice Medina.

Las autoridades quisieron dejar en claro que la palmera donada no es una más y tiene significado histórico para Corrientes: fue sacada de un campo cercano al sitio donde, en 1871, se libró la Batalla de Ñaembé, clave en las luchas intestinas por la unificación del territorio argentino.