octubre 1, 2020

Se otorgó un incremento salarial del 7 por ciento a los empleados del Poder Judicial

El STJ concedió, mediante acordada, un aumento a los judiciales. Desde el Sitraj informaron que en septiembre, mes en el que impactará la mejora, retomarán los reclamos para acortar la brecha entre los sueldos y la situación inflacionaria actual.

Tras el Acuerdo extraordinario Nº 14/20 por el que el Superior Tribunal de Justicia dispuso ayer un aumento salarial para toda la planta administrativa del orden del 7 %, desde el Sindicato de Trabajadores Judiciales de Corrientes (Sitraj) sostienen que tras el impacto de la suba salarial en septiembre, retomarán los reclamos para lograr un nuevo incremento, ya que sostienen que están muy lejos en lo que respecta a la situación inflacionaria actual.

En el marco de un ajuste en el presupuesto del Poder Judicial como consecuencia de la pandemia del covid-19 y de la caída en la recaudación provincial, y en relación a este incremento salarial del 7 por ciento que el STJ otorgó a toda la planta administrativa, de maestranza y servicios, y magistrados y funcionarios, a partir del 1 de septiembre próximo, El Litoral dialogó al respecto con Carlos González, referente del Sindicato de Trabajadores Judiciales de Corrientes (Sitraj), quien dijo que “nosotros estábamos reclamando un 30 por ciento de incremento para este segundo tramo y si bien este porcentaje no es el adecuado, por lo menos acortaba la brecha. Pero cada vez estamos cada vez más lejos y esto se traduce en que es menor el poder adquisitivo de los salarios, ya que los costos de las cosas siguen incrementándose”.

Además, desde el gremio indicaron que esta pérdida adquisitiva fue comunicada al Superior Tribunal de Justicia y “también le adelantamos que vamos a seguir insistiendo, por lo menos en lo que resta del año, en futuras actualizaciones”.

“Vamos a esperar a que impacte este porcentaje de incremento y luego retomaremos las gestiones para lograr una nueva actualización salarial, porque quedamos bastante alejados de lo que es la inflación actual”.

“Nosotros hicimos notar en las últimas presentaciones que el 70 por ciento de los empleados judiciales son nuevos, y el sueldo que están cobrando es el sueldo mínimo, que está por debajo de la línea de pobreza, y con este porcentaje seguimos por debajo de la inflación”, advirtió.  

Y en este contexto, desde el gremio también recordaron que “en el primer tramo pedimos un 25 por ciento y nos dieron un 5 por ciento; para este segundo pedimos un 30 por ciento y ahora nos otorgaron un 7 por ciento”. “Nosotros vamos acumulando, en base a la inflación, la pérdida del poder adquisitivo”, explicó González.