octubre 22, 2020

Confirmaron pena para mujer que quiso matar a su vecino

El año pasado, Norma Garrido, una mujer residente de la ciudad de Corrientes, fue condenada a seis años de prisión por un caso de tentativa de homicidio en que resultó víctima un vecino suyo, quien recibió varios impactos de bala. Si bien las razones del ataque no se conocieron, se supo que la condenada sufrió un revés por parte del Superior Tribunal de Justicia, que ratificó la sentencia.

Garrido fue condenada por el Tribunal Oral Penal Nº2 por el episodio sangriento que se produjo en el barrio Doctor Nicolini durante 2014.
No obstante, la defensa oficial que representa a Garrido apeló el fallo y llevó la presentación hasta la Corte provincial, que entendió que la decisión del tribunal estaba ajustada a la normativa.
En ese sentido, el Superior Tribunal publicará los fundamentos de su decisión el 15 de octubre, según informaron las fuentes judiciales.
Las audiencias se realizaron de manera remota. En el Salón de Acuerdos del edificio del Superior Tribunal, solamente estuvieron los ministros ya que el fiscal y el defensor oficial participaron a través de la plataforma Cisco Webex, de manera remota, en cumplimiento a las medidas de aislamiento dispuestas en el marco de la pandemia por COVID-19.

El hecho
Como se indicó, el damnificado del episodio fue un vecino de la condenada quien al momento de ser atacado, se encontraba trabajando en un taller de electricidad ubicado en un duplex del Nicolini.
Alrededor de las 19 del 11 de abril de 2014, Garrido había efectuado el disparo a través de la reja de un portón de chapa y, tras ello, comenzó a escapar.
En tanto el hombre quedó seriamente herido y por poco pierde la vida, pero luego de ser intervenido en un centro de salud pudo ser estabilizado.
Por su lado, la Policía comenzó a buscar a la agresora una vez que tomó conocimiento del hecho.
Logró dar con ella cerca del sitio donde se produjo el hecho, siendo puesta a disposición de la Justicia que luego decidió condenarla por “homicidio en grado de tentativa agravado por el uso de arma de fuego”.
La información conocida del hecho dio cuenta de que el disparo se efectuó con un arma calibre 22.