octubre 26, 2020

Asesinó a su ex, se resistió al arresto y lo mató la Policía

Los agentes involucrados en la muerte del femicida de Griselda López (43) quedaron demorados.

Griselda López tenía 43 años y fue asesinada a puñaladas por quien fue su pareja en la ciudad chaqueña de San Martín. Tras el femicidio, la Policía intentó detener al homicida, pero se resistió y atacó a dos oficiales, por lo que respondieron a tiros y murió.

Todos los agentes involucrados en la muerte del femicida fueron demorados.

El femicidio de Griselda ocurrió el domingo último por la noche, el mismo día en que a Rosalía Romero (48) la mató a cuchillazos su pareja en su casa de Corrientes. También hirió a su hija de 17 años.

Un par de horas más tarde, en Misiones, a Carolina Dume (29) la atacó de un puntazo su ex, al que había denunciado por violencia de género y sobre el que pesaba una prohibición de acercamiento.

Fuentes policiales informaron que habían pasado las 21.30 del domingo 11 de octubre en el barrio Industrial, a unos 120 kilómetros de Resistencia, cuando llegó el alerta a la Policía.

Una mujer había sido atacada a cuchillazos en la calle. Era Griselda. Los agentes llevaron a la mujer herida al hospital zonal, pero llegó sin signos vitales.

Ante el femicidio de Griselda, la Policía montó un operativo para dar con el sospechoso: Pablo Omar Lugo (48), ex pareja de la víctima.

A Lugo los agentes lo encontraron cerca de su casa, pero, según Diario Panorama, el sospechoso escapó cuando lo cercaron y contó con la ayuda de vecinos que atacaron a los oficiales.

Sin embargo, no llegó muy lejos. A Lugo lo rodearon los policías y fue entonces cuando atacó con un cuchillo a dos de los agentes, que luego fueron atendidos por heridas leves.

En un comunicado, la Policía del Chaco dijo que “ante la situación de riesgo y para resguardar la integridad de terceros, utilizaron los elementos provistos por el Estado para neutralizarlo”. O sea, le dispararon. Lugo murió en el hospital.

Tras el femicidio, la fiscalía de turno dispuso la aprehensión de cinco policías de manera preventiva a los fines de investigar el crimen de Lugo y, paralelamente, se iniciaron las actuaciones administrativas correspondientes.

“Sé que era un loco de mierda y todo, pero también fue un hombre que la luchó solo. Cuando todos le dieron la espalda, él siguió. Trabajó de sol a sol para tener sus cositas. La Policía tenía que detenerlo y meterlo preso, no matármelo así, como a un perro”, posteó en Facebook Rocío, unas de las hijas de Lugo.

En los últimos 10 años en Argentina hay un promedio de un femicidio cada 30 horas. Según estadísticas de la Oficina de Violencia Doméstica de la Corte Suprema, sólo en 2018 fueron 278. La mayoría ocurren en las casas de las víctimas y son cometidos por parejas o ex.

Dónde llamar: 

l Línea 144 – Atención para mujeres en situación de violencia//Línea 137.

l Atención a Víctimas de Violencia Familiar// 911 Emergencias.