julio 13, 2020

Con un anfiteatro colmado, en Mburucuyá se vivieron 4 veladas de chamamé tradicional

Durante la noche del sábado brillaron  Trébol de Ases, Amandayé y Ernestito Montiel y el Cuarteto Santa Ana. Anoche, era la velada final y estaba programada la actuación especial de Santiago “Bocha” Sheridan y Mario Bofill. 

Una multitud disfrutó este fin de semana en Mburucuyá, del 52º Festival Provincial del Chamamé y 16° Festival Nacional del Auténtico Chamamé Tradicional. Cuatro noches tuvieron a un anfiteatro Eustaquio Miño colmado de visitantes de comunas vecinas y turistas provenientes de otras provincias e incluso países limítrofes. Anoche, al cierre de esta edición, Bocha Sheridan y Mario Bofill junto a reconocidos artistas, despedían el festival.
Con lugar para la emoción y la nostalgia, viejos conocidos y nuevos valores desplegaron lo mejor del género en el escenario mburucuyano, eso sí, con la premisa del chamamé auténtico y tradicional como bandera. Estiman que unas 10 mil personas asistieron en cada una de las noches de uno de los eventos provinciales más convocantes.
La velada del sábado comenzó a las 21 con la presentación del ballet municipal Mainumby. Su show fue la  antesala de la actuación de jóvenes artistas y de otros ya con experiencia en los escenarios correntinos, tales como Luis Moulín y Belén Belcastro, Guillermo de Pompert, Renaciendo, entre otros.
Una ovación especial se llevó la pequeña Malena Pintos, promesa chamamecera de Ituzaingó. Entre los más consagrados que musicalizaron la noche e hicieron bailar al público estuvieron Trébol de Ases, Eustaquio “Papi” Miño y  Ernestito Montiel y el Cuarteto Santa Ana.
En el escenario también hubo reconocimiento y en este marco, autoridades y organizadores hicieron entrega de un certificado y una estatuilla para destacar la trayectoria de Pedro Vitelio Paret, quien fundó la primera FM de Mburucuyá.
También en la noche del sábado, tal como adelantó este diario, se estrenó un nuevo espacio destinado a los músicos y a la prensa. “Es una terraza que tiene vista a la laguna. Tiene luces LED, puf, sillones y mesas para que los artistas puedan comer y tomar algo, y compartir un momento entre ellos y además atender a los periodistas”, destacó Guastavino. Esta y otras mejoras se están ejecutando en el predio. Un lugar donde, en la noche inaugural, el gobernador Gustavo Valdés expresó que, a fin de fortalecer el crecimiento del Festival, anunció: “Vamos a aportar los fondos necesarios para terminar las tribunas para que la gente y los visitantes puedan tener mayor comodidad y disfrutar como se debe del espectáculo”. 
Pero además, aseveró que se realizarían las obras necesarias para ampliar la pista de baile.

Peñas y cierre
Nuevamente, tanto en la la previa como después del festival, pobladores y turistas disfrutaron de las “musiqueadas” en plazas y en casas de vecinos en los distintos barrios. “Se genera algo muy lindo con todo lo que rodea el festival, porque durante el día pasás por las peñas y observás gente cantando y bailando. Y eso mismo sucede en diferentes casas particulares. Realmente todo el día se vive el chamamé”, había expresado al respecto el intendente Pablo Guastavino. Y en la tarde de ayer volvió a resaltar a este medio el hecho de que “pasás por una plaza y pensás que toda la gente está ahí, pero seguís y en otra esquina hay más gente guitarreando”.
Al cierre de esta edición,  comenzaba a desarrollarse el espectáculo en el que actuarían el conjunto Buena Fe, Los Blanco, Grupo Itatí, Vera-Monzón, Hugo Leiva, Luis Cardozo y su grupo Mburucuyá, Padularrosa Romero y Los Hermanos Núñez, entre otros.
Mientras que los encargados del broche de oro del Festival serían Los Matuá Mercedeños, Mario Bofill y Santiago “Bocha” Sheridan. 
De esta forma, pobladores y turistas -con los primeros rayos de sol de hoy, despedirían al 52º Festival Provincial del Chamamé y 16° Festival Nacional del Auténtico Chamamé Tradicional.