septiembre 21, 2020

Advierten aumento de la demanda y falta de infraestructura turística

Los carnavales sorprendieron a los prestadores de turismo y hasta a los organizadores. No alcanzan los vuelos y los hoteles se quedaron sin lugar. Privados, funcionarios y referentes del sector analizaron las necesidades de la provincia para crecer y competir como destino.

Las vacaciones de verano y los eventos convocantes en la ciudad atraen a una masa importante de visitantes que desea hacer turismo en esta parte de la región NEA. Esta combinación deja en evidencia diferentes problemas que presentan el transporte y la hotelería de Corrientes. Las recientes declaraciones radiales de Marcelo Fígoli, titular del Grupo Fénix, (ver recuadro) pueden funcionar como disparador de un tema a poner en la agenda y conversar por un buen tiempo hasta encontrar soluciones. Es una realidad que en estas semanas la capacidad de los lugares de alojamiento se ve desbordada. Los hoteles principales atienden los llamados telefónicos sobre consultas pero confirman que no hay lugar. Escasean los pasajes en avión a Corrientes, y los que quedan derivan una escala necesaria por Resistencia como alternativa aérea más próxima. Para dialogar sobre este tema, época consultó a Luis Escobar, representante de la Asociación de la Cámara de Turismo de Corrientes, quien expresó su visión sobre estas cuestiones: “La demanda por los carnavales en la mayoría de los hoteles está completa. Pedí alojamiento en estos días para visitantes de Paraguay y no conseguí”, se sinceró de acuerdo a este panorama complejo.

En este sentido, afirmó que las estrategias para acercar al turista aumentan pero los hoteles y hostales no dan abasto. “Hicimos promoción tanto en Asunción como en nuestra provincia y tuvimos muchas consultas. La gente se muestra interesada y quiere venir a conocer”.
En este punto resaltó la iniciativa de promover vuelos “low cost” como el caso de “Amaszonas” para generar el movimiento de una buena cantidad de pasajeros que visitan, pero resaltó que “hay que seguir trabajando porque nos falta mucho. Tenemos tanto por hacer”.
Sobre este momento del año en el que se suman semanas seguidas de eventos de gran envergadura en Corrientes, explicó que durante la semana de la Fiesta Nacional de Chamamé no se produjo esta demanda que sobrepase la capacidad: “Durante lo del Chamamé la capacidad llegó a ocuparse a un 60%, sólo uno o dos hoteles centrales estaban completos ya que por lo general es donde se hospedan los grandes artistas. El resto no se llenaron. Por eso nos toma por sorpresa la demanda durante el carnaval pero eso es frecuente cada año”.
Con respecto a soluciones, Escobar apuntó a profundizar la parte de logística para ver mejores resultados: “Tienen que existir estudios reales que nos permitan detectar un panorama más certero, pensar en un plan pero no a corto plazo, sino a 10 años mínimo y que sea sostenible en el tiempo. Corrientes está pasando una primera etapa de desarrollo, hay que trabajar más con las agencias de turismo para venderlo más como destino. Tenemos una provincia hermosa y hay que potenciarla”.