septiembre 24, 2021

“Entro a mi habitación y me dan ganas de llorar por lo sucedido”

De esta manera se expresó Miriam, una joven madre que vivió en carne propia los efectos de la lluvia del pasado sábado. Junto a su pareja y su hijo vive en el barrio Sol de Mayo y espera ayuda por las pérdidas que tuvieron. Es un barrio de los más afectados..

Las lluvias de las últimas horas provocaron enormes inconvenientes en barrios periféricos de la ciudad de Corrientes. El Sol de Mayo fue uno de los más afectados. En la tarde de ayer, época tomó contacto Neri y Miriam, una pareja que comentaron el difícil momento que les tocó vivir.

Se pudo conocer la viviencia de una joven pareja que vive en el barrio Sol de Mayo.
Se trata de Miriam Celarayan (27) y Neri Cabral (26). Ambos tienen un hijo de dos años y en contacto con época informaron que el sábado por la mañana vivieron uno de sus peores días.
“Estaba en mi trabajo y mi señora me llamó para informarme que la casa estaba llena de agua. Inmediatamente pedí permiso para poder asistir a mi familia. Cuando llegué a mi casa el agua ya estaba casi llegando a la ventana”, relató el joven que vive por calle Plácido Martínez al 3800 del mencionado barrio capitalino.
“Fue impresionante ver el agua descender y luego que la misma ingrese a nuestra casa”, dijo Miriam mientras mostraba al reportero gráfico de época el estado en que quedaron las camas, colchones, y muebles de la su habitación. “Entró acá y me dan ganas de llorar”, dijo la joven madre.

En la continuidad del relato informó que esta es la segunda vez que ingresa agua tras una lluvia. De todas maneras, remarcaron que no tiene comparación con lo ocurrido el último sábado.
“Hay muebles que ya no nos servirán, es el caso de los colchones, la cuna y roperos. Pedimos a la gente que pueda colaborar, que nos asista con estos elementos que son fundamentales para cualquier familia”, dijo Neri, quien además agregó que el sábado por la tarde se acercaron algunos funcionarios municipales para informarse de la situación. “Solo nos preguntaron cómo estábamos y luego dijeron que volvería el lunes”, agregó.

El barrio Sol de Mayo fue uno de los más afectados por el temporal. Desde la Municipalidad de Corrientes informaron que son alrededor de tres mil personas las asistidas en los distintos Centro de Integración Comunitaria (CIC), que existen en la ciudad