julio 30, 2021

El serbio Milos Petkovic reclama una deuda a San Martín Corrientes

El interno europeo, que formó parte del conjunto “rojinegro” en la temporada 2018-19, se expresó en Facebook solicitando un pago que le adeudarían hace dos años.

El receso de la Liga Nacional de Básquetbol viene movido por la actividad de los clubes en el mercado de pases. San Martín de Corrientes es uno de los equipos que más avanzó en la conformación de su plantel profesional. En esta semana, el “santo” oficializó el arribo del ala pivote Fabián Ramírez Barrios y la renovación de sus fichas mayores más importantes. Jonathan Machuca, Javier Saiz y Emiliano Basabe seguirán vistiendo la camiseta del “prócer”.
Con estos nombres, el equipo capitalino se perfila para ser animador del próximo torneo, que podría recuperar el Súper 20 y las localías de los equipos. Este panorama de renovaciones fue foco de crítica de un exjugador foráneo del club. El serbio Milos Petkovic realizó un comentario en una publicación de Facebook de la cuenta oficial del club: “La verdad es que no puedo creer que puedan traer a todos esos jugadores y después de dos años deben plata a su exjugador. Yo quiero mi dinero que gané y me deben. No me gusta escribir así pero no hay otra solución porque los dirigentes me bloquearon de WhatsApp y es lo único que puedo hacer públicamente”.
Estas líneas fueron redactadas por el pivote extranjero en reclamo por una supuesta deuda que tendría la entidad correntina. Milos Petkovic arribó a San Martín en la temporada 2018-19 para disputar la Liga de las Américas y la Liga Nacional de Básquetbol.
El serbio llegó a los 27 años luego de sumar cuatro temporadas en el básquet de Bolivia. Durante su formación previa, el nacido en Novid Sad debutó en Hemofarme de su país. Luego tuvo experiencias en Macedonia, Bosnia y Rumania, donde se destacó y fue campeón en 2013. El paso del foráneo por San Martín se dio sin pena ni gloria, ya que a mediados de febrero de 2019 fue cortado. Petkovic disputó 17 partidos con la casaca del “santo”, con un promedio de 4.1 unidades y 2.9 rebotes por encuentro. En ese momento, el europeo fue reemplazado por un jugador nacional: Ariel Eslava.
En ese cambio de fichas, el elenco comandado por Sebastián González también sumó al estadounidense Ricky Harris. La campaña de San Martín culminaría en los octavos de final, en que fue eliminado por Regatas Corrientes (serie 3-1 en favor de los “remeros”).
Luego de ese traspié temprano, el cordobés González dejaría el cargo para partir a Quimsa. En su reemplazo, llegó Diego Vadell que consolidó una etapa de transición en el elenco correntino. Desde su arribo, el entrenador santafesino priorizó la renovación y contratación de jugadores nacionales, obteniendo resultados altamente positivos. Con el equipo bajo su tutela, el “santo” fue semifinalista de la Liga Nacional y finalista del Súper 4 en última edición.