julio 28, 2021

El huracán Irma baja a categoría 4, arrasa Turks y Caicos y va camino a Florida

Sigue siendo “extremadamente peligroso”. Está a la altura del sur de las Bahamas y enfila hacia la costa norte de Cuba. El domingo llega a los cayos.

El huracán Irma golpeó las paradisíacas islas de Turks y Caicosconvirtiéndolas en un infierno esta madrugada, mientras la temible tormenta que hoy bajó a categoría 4, sigue avanzando hacia Florida.

En su camino de destrucción, la tormenta considerada “extremadamente peligrosa” y el ciclón más grande registrado en el Atlántico, ha dejado un saldo de 13 muertos confirmado en todo el Caribe, mientras que la cifra exacta en los territorios británicos de ultramar aún se desconoce. En varias zonas de la región se ha decretado el estado de emergencia y también hay desaparecidos en las islas francesas.

Por el momento se encuentra a la altura de la parte sur de las Bahamas y seguirá hasta la costa norte de Cuba. Se estima que en la mañana del domingo llegará a las islas de los cayos de Florida y la costa sur del estado norteamericano.

Se estima que Turks y Caicos sufrieron olas de hasta 6 metros. Las comunicaciones quedaron cortadas cuando la tormenta se abatió sobre las islas y el alcance de la devastación no estaba claro en un primer momento.

En el sur de Florida se emitieron las primeras alertas de huracán, mientras el estado se preparaba para lo que podría ser un impacto catastrófico el fin de semana.

Siguiendo la estela del huracán llegaba el ciclón José, que se esperaba pasara sobre algunas de las islas más afectadas por Irma.

Las autoridades militares holandesas, británicas y francesas se apresuraron a enviar ayuda a una serie de maltrechas islas del Caribe, donde miles se quedaron sin techo.

Buques de guerra y aviones fueron enviados con alimentos, agua y tropas después de que el huracán desbarató casas, escuelas y caminos en algunos de los destinos turísticos más hermosos y exclusivos del mundo.

Las primeras islas golpeadas por el meteoro ofrecían imágenes deterrible destrucción.

El primer ministro francés, Edouard Philippe, dijo el jueves que se había confirmado la muerte de cuatro personas y heridas a otras 50 en el lado francés de la isla de San Martín, una isla dividida entre control francés y holandés.

Al menos cuatro personas murieron en las Islas Vírgenes estadounidenses, y las autoridades prevén hallar más cadáveres. Describieron los daños como catastróficos y dijeron que los trabajadores pasaban apuros para reabrir los caminos y reanudar el servicio eléctrico.

Se reportaron tres muertes más en la isla británica de Anguilla, en la independiente Barbuda y en el lado holandés de la isla San Martín.

Irma también azotó la isla francesa de San Bartolomé, donde arrancó tejados y provocó apagones.

El huracán pasaba al norte de la isla de Great Inagua el viernes de madrugada, tras azotar Haití y República Dominicana con fuertes vientos y lluvia al mismo tiempo que afectaba a Turks y Caicos por el otro lado.

Dominicana

Grandes olas convirtieron en escombros una docena de viviendas en la población pesquera de Nagua, en República Dominicana, aunque personal que trabajaba en la zona dijo que todos los vecinos se habían marchado antes de la tormenta. Las autoridades dijeron 11.200 personas habían evacuado zonas vulnerables, y se desplegaron 55.000 soldados para ayudar en las tareas de limpieza.

En Haití, dos personas resultaron heridas por un árbol caído, una carretera nacional quedó bloqueada por escombros y varias casas se quedaron sin tejado en la costa norte, pero no había reportes inmediatos de muertes. Las autoridades advirtieron que eso podría cambiar por la presión continuada de Irma sobre el país, donde las colinas deforestadas son propensas a peligrosos deslaves.

Irma, el huracán más potente jamás registrado en el Atlántico, parecía cada vez más encarrilado a llegar el domingo por la tarde al populoso sur de Florida, tras pasar sobre la costa norte de Cuba el sábado.

“Es más ancho que nuestro estado entero y podría causar impactos graves y de riesgo de muerte de costa a costa. Independientemente de en qué costa viva usted, esté preparado para evacuar”, advirtió el gobernador de Florida, Rick Scott.