septiembre 20, 2020

Transportistas escolares piden poder realizar traslados de personas o de mercaderías

Con la actividad completamente paralizada desde que se suspendieron las clases, los transportistas escolares buscan alternativas ante la preocupación que genera la incertidumbre sobre cuándo podrán volver a desarrollar su actividad. Es así que a nivel nacional y con la participación de legisladores se comenzaron a gestar proyectos para garantizar el sostenimiento del servicio hasta que puedan retomar sus tareas habituales.
En diálogo con una de las trabajadoras del rubro, Noelia Segovia comentó que “uno de los reclamos es la posibilidad de poder reconvertir el servicio para lo que sea necesario”. Este es uno de los pedidos principales que se gestionarán también a nivel local, ante el área de transporte del Municipio. 
Al respecto, Segovia añadió que “podemos realizar el traslado de personas que quedaron varadas en otros lugares o bien de los que se encuentran exceptuados, así tendríamos la posibilidad de volver a trabajar. 
Incluso, pudiendo retirar  los asientos desmontables, aparece la opción también de poder trasladar mercaderías, ya sea dentro de la ciudad o viajando a otras localidades de la provincia, según expresaron desde el sector de los “colectivitos”.
Mientras avanzan con las gestiones a nivel nacional y local para poder trabajar, los transportistas escolares apuntan a generar una mesa de diálogo con las autoridades, luego de haber recibido el subsidio provincial de $15 mil. 
“La ayuda fue para pagar impuestos, pero nosotros estamos muy preocupados porque actualmente nuestro ingreso es cero”, expresó Noelia Segovia ayer en contacto con este matutino. 
Además, habiéndose suspendido el ciclo lectivo a pocas semanas del inicio, la mayoría no contaba aún con una cartera de clientes completa, lo que se suma a una posible vuelta a clases que podría darse recién en agosto, llena de incertidumbre. 
Más a corto plazo, plantean también la necesidad de recibir algún otro tipo de ayuda directa que pueda ayudarles a sobrellevar esta situación. “No sabemos qué va a pasar, y aún reiniciando en agosto es una incógnita si vamos a tener clientes después de esta situación”, dijo Segovia al respecto. 
En este contexto, aguardan respuestas de autoridades locales y definiciones en el ámbito legislativo nacional, con el apoyo de diputados de varias provincias.