diciembre 5, 2020

Por la pandemia de covid-19 frenaron el desalojo en el asentamiento del Quilmes

Ante el pedido realizado por legisladores y el Gobierno de la Provincia el Juzgado Correccional N° 2 determinó posponer el retiro de unas 40 familias de los predios de Garay y Hernandarias por el riesgo sanitario vigente.

Ante el riesgo sanitario actual por la pandemia de covid-19 que afecta al país y al mundo, la Justicia decidió dejar sin efecto el desalojo programado para el martes 12 de mayo de unas 40 familias en situación de vulnerabilidad que viven en el asentamiento informal de las calles Hernandarias y Juan de Garay del barrio Quilmes. La determinación del Juzgado Correccional N° 2 fue fundamentada en la cuarentena obligatoria que se encuentra vigente y la definición de la situación habitacional quedará postergada para el futuro, cuando se normalice la situación sanitaria local.
La definición judicial llegó luego de que los senadores provinciales Noel Breard y Martín Barrionuevo junto con el subsecretario de Derechos Humanos de la Provincia, Manuel Cuevas, presentaran un pedido para que no lleve a cabo el desalojo debido al riesgo que conllevaba para las familias en el contexto de pandemia por covid-19. Ahora el Gobierno de la Provincia generará un proyecto de ley de expropiación del asentamiento del barrio Quilmes que garantice las condiciones habitacionales del casi centenar de familias que viven en los terrenos desde 2015.
Ayer el Juzgado Correccional N° 2 decidió dejar sin efecto el desalojo de unas 40 familias del asentamiento informal del barrio Quilmes que se encontraba con fecha límite el martes 12 de mayo. El argumento de la decisión fue la situación de emergencia sanitaria por la que atraviesa el país, con el consecuente riesgo para la salud de las personas que debían abandonar sus hogares por la fuerza pública, y señalaron que la medida regirá hasta que la evolución favorable de la crisis epidemiológica actual permita un nuevo análisis de las condiciones habitacionales legales de los pobladores del terreno en cuestión.
Por otra parte, desde el Gobierno de la Provincia y legisladores locales manifestaron su apoyo a la definición judicial comunicada ayer, y señalaron que a partir de ahora contarán con mayor tiempo para buscar una solución habitacional para los pobladores del asentamiento del Quilmes, que les garantice la permanencia definitiva sobre los terrenos. Anteriormente el subsecretario de Derechos Humanos de la Provincia, Manuel Cuevas, explicó a El Litoral que junto a los senadores provinciales Martín Barrionuevo y Noel Breard se encuentran elaborando un proyecto de ley de expropiación de los predios de las calles Hernandarias y Garay a través del programa de regularización dominial. La iniciativa cuenta con el impulso del Gobierno de la Provincia que apunta a generar la vía legal y administrativa para la posesión de la tierra y el acceso a servicios básicos e infraestructura.