enero 16, 2021

Por el puente Belgrano pasaron casi 8 millones de vehículos en 2017

Vialidad Nacional indicó que fueron poco más de 7,8 millones los rodados que circularon por el viaducto el año pasado. De esta manera, el promedio diario es de unos 21.400. El registro se tomó en la casilla del peaje, contando a los que pagan y también a los que no.

Siendo la única conexión terrestre entre Corrientes y Chaco, el puente interprovincial General Manuel Belgrano es una vía de circulación muy utilizada diariamente. Tanto es así que, de acuerdo a datos suministrados por Vialidad Nacional, pasaron por el viaducto un total de 7,8 millones de vehículos durante el 2017. Esta cantidad da como promedio poco más de  21.400 rodados por día.
La muestra corresponde a la cantidad de vehículos pasantes por el puesto de peaje que funciona en el puente. Es decir, se toman en cuenta la totalidad de los rodados que cruzaron por allí,  incluyendo los que lo hicieron varias veces al día, los que están exentos de pagar, los que tienen tarifas diferenciadas e incluso los que pasan sin abonar.
Según indica el informe, los que pagaron el canon dispuesto por la concesionaria fueron 7.6 millones, mientras que el resto se divide entre los que abonan anualmente y los que no lo hacen.
El promedio de 21.400 pases diarios que tuvo el puente Belgrano durante el 2017 fue menor que los registros oficiales del 2016. En ese año, según el registro Tmda (Tránsito Medio Diario Anual), pasaron por el viaducto interprovincial unos 24 mil. De igual manera, se mantiene como uno de los tramos ruteros más transitados del país.

Complicaciones
Los registros nacionales sirven para poner en perspectiva la importancia del puente y también la necesidad de la construcción de otro, que está en proyecto. Con más de 20 mil vehículos circulando diariamente por el viaducto, las complicaciones se repiten periódicamente, con bastante asiduidad.
En este marco, los siniestros viales y las fallas mecánicas que suelen ocurrir se traducen casi inevitablemente en extensas demoras que generan malestar en los conductores.
Los cortes totales suelen extenderse por no más de media hora, pero el mayor problema se da después, en el proceso de normalización vial. En las últimas semanas, hubo inconvenientes en el tránsito que demandaron hasta 8 horas para lograr regularizarse; tal es el caso de cuando se incendiaron los cables de alta tensión que cruzan el viaducto.

Mantenimiento
Con un caudal tan importante de vehículos, las obras de mantenimiento se centran sobre la cinta asfáltica, realizando cambio de juntas y también retoques al pavimento. Más allá de esto, las quejas por las condiciones de transitabilidad se repiten. “Los trabajos que se hacen son necesarios pero no suficientes”, sintetizó el ingeniero Gustavo Vexelman en diálogo con El Litoral.
Asimismo, tal como publicó este matutino en ediciones anteriores, resulta más que necesaria una intervención en las veredas. Es que, las aceras del Manuel Belgrano se encuentran en mal estado desde hace tiempo, con pozos y profundas rajaduras que complican y representan un serio riesgo para los transeúntes que pasan por allí.